Ayuntamiento

CON HUESCA PODEMOS EQUO SOLICITA AL AYUNTAMIENTO DE HUESCA RECONOCIMIENTO Y APOYO AL COLECTIVO LGTBI

Coincidiendo con  el Día Internacional del Orgullo, presenta al Pleno del Ayuntamiento de Huesca una propuesta de resolución

Huesca, 25 de junio de 2021

Guillermo Boix Sánchez, concejal de Con Huesca Podemos Equo

En los últimos años se ha avanzado en el reconocimiento de los derechos de las personas con una orientación sexual, una identidad o expresión de género, o unas características sexuales no mayoritarias. El movimiento LGTBI de nuestro país se encuentra a la vanguardia y sirve de modelo para muchos países de nuestro entorno. Sin embargo, la crisis de la COVID-19 ha puesto en evidencia las numerosas lagunas que todavía persisten para lograr una plena igualdad.

Según el Ministerio de Igualdad, los delitos de odio por orientación sexual e identidad de género han aumentado un 8,6% respecto a 2018. Algunas organizaciones alertan de que hay indicios de un aumento de delitos de odio y violencias por orientación sexual e identidad de género también por las redes sociales. Este aumento de ciberacoso LGTBIfóbico parece tener una explicación al incrementarse, por un lado, el uso de las redes sociales y, por otro, el aislamiento de las víctimas potenciales. El acoso por orientación sexual o identidad de género es uno de los más extendidos en el ámbito escolar y también en el cibernético.

Guillermo Boix, concejal de Con Huesca Podemos Equo explica que “todo esto y mucho más ha aflorado durante el estado de alarma. Discriminaciones preexistentes se han sumado a las complicaciones de la crisis sanitaria y económica para multiplicar ese contexto de desigualdad, pero la igualdad de trato y la igualdad ante la ley de las personas, independientemente de su orientación sexual o identidad de género, son derechos fundamentales reconocidos por la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y que todas las instituciones están llamadas a garantizarlos”.

“Es por ello, que desde Con Huesca Podemos Equo, ante la cercanía del 28 de Junio, Día Internacional del Orgullo, hemos querido solicitar al ayuntamiento de Huesca que muestre su apoyo al colectivo y a las iniciativas que se desarrollan en la ciudad para conseguir una sociedad más justa, que condene cualquier tipo de agresión hacia las personas LGTBI, que reafirme su compromiso con los derechos de las personas del colectivo, que reconozca el sufrimiento causado a las personas trans por la violencia sistémica y la vulneración de sus derechos y que inste al Gobierno de España a la inmediata tramitación de un proyecto de ley Trans”, concluye Boix.  

Sin categoría

CON HUESCA PODEMOS EQUO, A SOLICITUD DE ALOUDA, PROPONE AL PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE HUESCA APOYO ESPECÍFICO AL PUEBLO SAHARAHUI EN SU DERECHO A LA AUTODETERMINACIÓN

La población saharaui lleva décadas exiliada en territorios donde la violencia y la represión de las fuerzas de ocupación son  sistemáticas

Huesca, 25 de enero de 2021

Guillermo Boix Sánchez, concejal de Con Huesca Podemos Equo

El 14 de noviembre de 1975 se firma el Acuerdo Tripartito de Madrid por el que España transfiere a Marruecos y Mauritania la administración de la colonia del Sáhara Occidental, con flagrante incumplimiento de su obligación, como potencia colonizadora y en los términos fijados por la Organización de Naciones Unidas (ONU), de traspasar sus poderes al pueblo saharaui para que, en la forma que este libremente decidiera, pudiese alcanzar su independencia.

España, en tanto potencia colonizadora, y la ONU tienen una responsabilidad jurídica directa sobre el Sáhara Occidental, en cumplimiento del art. 73 de la Carta de Naciones Unidas, sus distintas resoluciones sobre la cuestión y la creación en 1991 de la Misión de las Naciones Unidas para la organización de un referéndum en el Sahara Occidental  (MINURSO).

Guillermo Boix, concejal de Con Huesca podemos Equo, dice que “el pueblo saharaui lleva décadas sufriendo las agresiones del Reino de Marruecos con la complicidad del Estado español y la comunidad internacional. A pesar de su responsabilidad histórica, ni los distintos gobiernos españoles ni las instituciones europeas han actuado para que se cumpla el Derecho Internacional y los mandatos de las resoluciones de la ONU, mientras el Estado marroquí vulnera los derechos humanos de la población saharaui, mantiene presos políticos y explota los recursos naturales de su tierra. El Derecho Internacional reconoce el derecho de los pueblos a decidir o derecho a la libre determinación. Los artículos 1.2 y 55 de la Carta de las Naciones Unidas establecen dicha regla y, del mismo modo, el 14 de diciembre de 1960, la resolución 1514 de la Asamblea General sobre la concesión de la independencia de los países y pueblos coloniales, señaló que todos los pueblos tienen un derecho inalienable a la plena libertad, al ejercicio de su soberanía y a la integridad de su territorio nacional”.

En las últimas semanas las fuerzas militares marroquíes han intentado desalojar una manifestación pacífica de civiles saharauis en la zona desmilitarizada del Guerguerat, donde se ubica una carretera que utiliza ilegalmente Marruecos para el paso de camiones y exportaciones al África subsahariana.

Esa acción militar del ejército marroquí rompiendo la tregua, y la consiguiente reacción del Frente Polisario, ha supuesto la ruptura del alto el fuego y la reanudación de la guerra entre el Sáhara Occidental y el Reino de Marruecos.

“Por todo ello, con la convicción de que la guerra no es la forma de resolver los conflictos, pero de que no puede haber verdadera paz sin justicia, de que 45 años esperando justicia es un escándalo que debe finalizar ya, y en el espíritu de la sincera amistad entre el pueblo español y la sociedad saharaui, desde nuestro Grupo Municipal, en representación de ALOUDA, proponemos al próximo Pleno del Ayuntamiento de Huesca que muestre su apoyo y solidaridad con el pueblo saharaui en su justa reivindicación de su derecho a la autodeterminación, denuncie la ocupación ilegal del reino de Marruecos del Sahara occidental, requiera al Gobierno español para que abandone su neutralidad vergonzante y a la ONU, a la Unión Europea y a la comunidad internacional una implicación activa y rápida para evitar una guerra”, concluye Boix.